Amonestación

AMONESTACIÓN
De “El falso aristócrata”
Piafad y comed conservas.
Id a museos a no ver nada.
Comprad revistas del corazón.
¿Quién se pone guantes para leer el Nuevo Testamento -la proximidad
de tanta inmundicia casi le fuerza a uno a hacerlo así-?
¿Gozáis entonces
con esbozar en medio del rostro
vuestra sonrisa bobalicona?
Sois una raza con cerebro de conejo.
El prójimo, en rebaño, es despreciable,
tomados uno a uno, beatitud.
¿Creéis que mi juicio carece de sentido?
Escribid, escribid, vuestras novelas de penique,
pintad cuadros de ridículo tenedor de plata,
filmad azadas y berzas.
Votad a los incapaces
según es ley y costumbre.
¿Tenéis un conocimiento secreto?
¿Mejor gusto artístico?
¿Vitalidad superior?
¿Fe sobrenatural?
¿Creencia en Dios
y no en los harapientos retazos
de la ciencia?
¿Sabéis de los flujos de nubes,
del opiáceo celibatorio,
de refinadas escarchas?
Id palurdos a la escuela pública
y apartaos de mi soledad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s