Horaciana

photography of the ruins

Tengo una casa propia, cómoda y agradable, un jardín tapizado de flores olorosas, fruta y un vino excelente. Una soltería, sin hijos, siempre fiel y amable. A partir de ahora estudiaré a fondo mi biblioteca, buscaré con ahínco la ciencia de los libros, me contentaré con poco, leeré poetas, escribiré fábulas, nada esperaré de los políticos y la servil grandeza. Deseo vivir una vida menuda y honrada, sin ambiciones, quieta y silenciosa. Domar mis pasiones, juzgar como hombre libre, hacer el bien, cuidar de mamá. Cuidaré con devoción esta temblorosa alma tranquila. C´est attendre chez soi bien doucement la mort. Están todos invitados a un vino en mi aldea orensana. Gracias -vano insistir- a todos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s