Sobre unas líneas de Montaigne

No me he enfrentado a grandes empresas
no crucé el Bósforo
no me transformé en ángel o Dios
no me batí con el capitán Drake
no atesoro peligrosos secretos de Estado
no fantaseé con la inmortalidad
no subí a la cima de los reinos imponderables
no poseo escándalos ni creencias extravagantes
soy incapaz de ordenar a los vientos o a los sueños
soy incapaz de perseguir los misterios naturales
he amado con discreción
y conquistado solo esta pequeñita alma mía.
¿Pero, aún con modestia, habéis sabido meditar y dirigir vuestra vida,
compuesto la mente con ideas claras y distintas,
enfebrecer vuestro corazón con altos pensamientos mortales,
ahuyentado los demonios del lacayo,
dañado a las mezquindades y a los instintos?
En tal caso habéis hecho el trabajo mayor de todos.
En tal caso sois tan libre como hombre.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s